Diabetes Tipo 2

A continuación traemos un breve artículo sobre Diabetes mellitus tipo 2, interesante para todo aquel con Diabetes reconocida o a priori, patología (por supuesto, ante dudas, acuda a su Médico de Cabecera).

La diabetes mellitus tipo 2 o no insulino-dependiente supone el 80-90% de los casos de diabetes. El número de afectados por esta patología está aumentando en todo el mundo de forma acelerada.

Produce trastornos metabólicos caracterizados por una elevación inapropiada de la glucosa en sangre (hiperglucemia), que da lugar a complicaciones crónicas por afectación de grandes y pequeños vasos y nervios.

Puede provocar síndrome metabólico, que eleva el riesgo cardiovascular y es causa de muerte. En este síndrome se asocian diabetes, hipertensión arterial, aumento de los niveles de colesterol, triglicéridos y/o ácido úrico y sobrepeso.

El tratamiento de la diabetes tipo 2 se basa en tres pilares fundamentales: seguimiento de un plan de alimentación equilibrado, práctica de ejercicio físico regular y tratamiento farmacológico personalizado.

Un buen número de personas con este tipo de diabetes presenta un grado variable de obesidad, por lo que un objetivo primordial en estos casos es la reducción de peso.

Este tratamiento debe ser individualizado y adecuado al modo de vida del paciente.

Pero en casa, con nuestra alimentación y manteniéndonos en forma, podemos prevenir la Diabetes. De hecho, una vez reconocida, podemos llegar a “redimirla” con los alimentos que mostramos en la tabla de a continuación y llegar a tener una vida normal.

Estilo de Vida para Diabeticos

  • Ejercicio. Contrario a las recomendaciones de evitar el ejercicio durante la enfermedad, mantenerse en forma es muy importante para mantener controlada la diabetes y otras enfermedades. De hecho, es una de las maneras más rápidas y más poderosas de reducir su resistencia a la insulina y leptina. Obtenga una ventaja inicial hoy al leer más sobre Peak Fitness – menos tiempo de entrenamiento, más beneficios.

  • Elimine granos y azúcares, especialmente la fructosa. El tratamiento convencional de la diabetes ha fracasado en los últimos 50 años, en parte debido a sus principios alimentarios gravemente viciados. Elimine TODOS los azúcares y granos – incluso los “saludables” como los cereales integrales, orgánicos o germinados – de su alimentación. Evite el pan, pasta, cereales, arroz, papas y maíz (que de hecho es un grano). Hasta que su azúcar en la sangre este bajo control, también asegúrese de evitar las frutas.

  • Obtenga muchas grasas omega-3 de origen animal de alta calidad

  • Controle su nivel de insulina en ayunas. Cada parte es tan importante como su nivel de azúcar en la sangre en ayunas, su nivel de insulina en ayunas debe estar entre 2 y 4. Cuanto mayor sea su nivel, peor será su sensibilidad a la insulina.

  • Consuma probióticos. Su intestino es un ecosistema vivo de una multitud de bacterias. Entre más bacterias buenas tenga, más fuerte será su inmunidad y su función general mejorará. Optimice su flora intestinal al consumir alimentos fermentados como el natto, miso, kéfir, queso orgánico crudo y vegetales cultivados. También podría tomar un suplemento probiótico de alta calidad.

 

Síguenos!